Páginashttps://www.facebook.com/curandog

viernes, 24 de abril de 2015

Laura y Lía: alcanzando metas

Comienzo escribiendo este post haciendo memoria de todo lo que ha ocurrido hasta llegar al día de hoy. Echando la vista atrás recuerdo momentos de indecisión, dudas, emociones, ilusión, esfuerzo pero sobretodo mucha constancia y creer en lo que deseaba, ya que, todo ello, ha hecho que pueda estar ahora escribiendo como parte del equipo CuranDOG, un proyecto del que me siento muy orgullosa de formar parte.


Tras esta breve introducción me presento, soy Laura Nicolás y soy socia-fundadora de CuranDOG. Me Licencié en Psicología por la Universidad Autónoma de Madrid. Como muchos estudiantes que salen del Bachillerato dudaba entre hacer una carrera u otra pero finalmente aposté por la Psicología. Curso tras curso, me iba gustando más y estaba más contenta del camino que había elegido. Una vez finalizada la carrera, cursé un Master de Intervención Social en la Universidad Autónoma de Madrid, lo cual me permitió acercarme más a los colectivos con los que en un futuro trabajaría. Tras este Master cursé otro que me permitía especializarme más. Es por ello que fin de semana tras fin de semana, cogía la maleta rumbo a Sevilla para cursar un Master en Aplicaciones del perro a la Terapéutica Humanacompletando así mi formación.


A nivel profesional, he trabajado con diferentes colectivos como son: violencia de género, drogodependientes, discapacidad, TEA, TDAH, salud mental, parálisis cerebral… todas y cada una de estas personas hacen que cada día disfrute más de mi trabajo, me enseñan cada día su fortaleza y su forma de disfrutar de cada momento.


Tras terminar mi formación, y de una forma casi casual, apareció en mi vida Lía. Lía, es una Golden Retriever de 3 años que nos enamoró desde el primer momento en que la vimos. 

Es una perrita que busca constantemente las caricias y le encanta dar muchos besos. Por lo general es muy tranquila, aunque si ve una pelota, se volverá loca. Como buen Retriever, le gusta mucho nadar y el agua en general. 



Desde el primer momento se generó entre nosotras un vínculo muy especial, un vínculo que nos permite trabajar juntas, confiando la una en la otra y sabiendo qué es lo que necesitamos en cada momento. Esa confianza permite que ambas estemos tranquilas durante las intervenciones, dado que yo sé cómo va a reaccionar ella en cada momento o cómo se encuentra emocionalmente, y ella sabe que estoy ahí a su lado, que no me voy a despegar de ella. Este vínculo entre el técnico y el coterapeuta, es fundamental para alcanzar el éxito en las intervenciones. 




www.facebook.com/curandog
infocurandog@gmail.com


No hay comentarios:

Publicar un comentario